Compartir
óvenes austriacos sostienen pancartas durante una protesta climática frente al palacio Hofburg en Viena como parte del movimiento “Viernes para el Futuro” en un día mundial de protestas estudiantiles con el objetivo de incitar a los líderes mundiales a actuar sobre el cambio climático el 15 de marzo de 2019. (AFP)
óvenes austriacos sostienen pancartas durante una protesta climática frente al palacio Hofburg en Viena como parte del movimiento “Viernes para el Futuro” en un día mundial de protestas estudiantiles con el objetivo de incitar a los líderes mundiales a actuar sobre el cambio climático el 15 de marzo de 2019. (AFP)

El hashtag #FridaysForFuture, o “Viernes por el Futuro”, se convirtió en tendencia mundial este viernes, acumulando más de 260.000 tweets de personas de todo el mundo que marchan hoy para concientizar a los gobiernos sobre la crisis que representa el calentamiento global para las futuras generaciones.

Decenas de miles de estudiantes de más de 80 países y territorios, incluidos los Estados Unidos, Argentina, Colombia, Malasia y Hong Kong, se volcaron a las redes sociales para instar a las autoridades a tomar medidas drásticas sobre el calentamiento global.

El movimiento juvenil global fue iniciado en 2018 por la adolescente sueca Greta Thunberg, quien se negó a ir a la escuela para presionar al gobierno en Estocolmo a tratar el cambio climático como una crisis y a tomarse en serio las medidas del Acuerdo de París para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Thunberg, una joven de 16 años diagnosticada con Asperger, revolucionó al mundo el año pasado cuando comenzó en septiembre con los paros en su escuela con la iniciativa Viernes por el Futuro.

De aquella decisión surgió el movimiento #schoolstrike4climate, o “huelga escolar por el clima”, una llamada a chicos de colegios secundarios a levantarse de sus bancos, declarar una huelga y reclamar a los políticos por su futuro.

Estudiantes de todo el mundo adhirieron a la tradición que estableció “Greta” el año pasado y faltaron a clase para salir a las calles en protesta. En muchos países, los adolescentes irán a la escuela y luego participarán de las manifestaciones.

Greta ha inspirado a muchos jóvenes con sus discursos. Durante la Cumbre del Clima en Polonia, por ejemplo, fue directo contra los asistentes, entre ellos políticos y empresarios: “Ustedes no son lo suficientemente maduros para decir las cosas como son; incluso, esa carga nos la quieren dejar a nosotros, los pequeños (…). Dicen que aman a sus hijos por encima de todo, pero les están robando el futuro ante sus propios ojos“.

Y luego, durante el Foro Económico Mundial, en Davos, Greta se enfocó en incomodar a los dirigentes internacionales: “Los adultos dicen que hay que dar esperanza a los jóvenes. Yo no quiero su esperanza, quiero que empiecen a entrar en pánico. La casa se está quemando“.

La determinación de la adolescente sueca ha repercutido rápidamente entre los jóvenes del mundo que hoy toman la antorcha de su mensaje en sus respectivas ciudades. En Polonia, una joven adolescente aprovechó la ocasión para levantar su propia bandera a favor de la diversidad: (Acepten a los GAYs, NO al cambio climático”, reclamó en un cartel.

El movimiento llegó también a la India, donde estudiantes de la capital del país asiático abandonaron las aulas para exigir aire limpio, energía limpia y agua limpia. “¡[Estamos] pidiendo a los gobiernos que actúen ahora!”, exclamaban.

Aunque la concentración juntó en su mayoría a jóvenes estudiantes, también fue presenciado por miles de adultos luchando por la misma causa que sus hijos. “Estoy orgulloso de estos nietos”, decía un cartel colgada en las espaldas de un abuelo.

#FridaysForFuture fue tendencia en todos los continentes.

Ciudad del Cabo, Sudáfrica:

Roma, Italia:

Ginebra, Suiza:

Helsinki, Finlandia:

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Adolescentes de todo el mundo marchan hoy para concientizar sobre el cambio climático

Greta Thunberg, de ‘chica invisible’ a activista global contra el cambio climático